Conclusión del encuentro 2016 con los Visitadores generales

Concluyó el encuentro de Visitadores 2016 con el Ministro general y su Definitorio, los Visitadores son enviados oficialmente a los hermanos de las distintas Entidades de la Orden que van a celebrar su capítulo electivo.En la Misa de Clausura, el Ministro General animó a los Visitadores con estas palabras:

¡Tengamos esperanza! El cordero que ha sido degollado por nosotros no está lejos. Está siempre presente en cada uno de nosotros y en cada una de las entidades de la Orden. Está presente en la Iglesia en medio de los desafiantes tiempos que vivimos, invitándola a ser, una vez más, “Iglesia Peregrina”, una “Iglesia pobre y para los pobres” en un itinerario con toda la humanidad y con la creación que camina en procesión hacia la vivencia del Reino de Dios. Dios está presente también en los variados eventos de la historia humana, aquellos buenos e incluso aquellos no tan buenos. Está allí ofreciendo su amor, misericordia y gracia a todos e invitando a retornar a él para ser salvos.

Abramos nuestras vidas a la invitación del Cordero, permitiendo que la llamada radical a seguir sus huellas como “hermanos menores” guíe nuestras vidas y nos impulse hacia adelante, yendo juntos a las periferias con una palabra de esperanza, y llevando la alegría del Evangelio a nuestros corazones.

La homilía completa del Ministro general:

MG Homily Conclusion (English)
MG Omelia conclusiva (italiano)