Siervo de Dios Ignazio Beschin

El día 20 de enero de 2017, el Santo Padre Francisco ha recibido en audiencia privada a Su Eminencia Reverendísima el Señor Cardenal Angelo Amato, S.D.B., Prefecto de la Congregación de las Causas de los Santos. En el curso de la audiencia el Santo Padre ha autorizado a la Congregación para promulgar el decreto correspondiente a las virtudes heroicas del

Siervo de Dios Ignazio Beschin,
sacerdote profeso de la Orden de los Frailes Menores,
nacido en S. Giovanni Ilarione (Italia), el 26 de augusto de 1880
y muerto en Chiampo (Italia) el 29 de octubre de 1952;

 

El Venerable Ignazio Beschin, ofm, hijo de la Provincia de los Hermanos Menores de Véneto (Italia), vivió su vocación religiosa y sacerdotal, con una clara nota de sencillez, dulzura, naturalidad y discreción, que se manifestó en las numerosas responsabilidades que le fueron confiadas. Ex alumno del Antonianum de Roma, se convirtió a su vez en un formador de jóvenes estudiantes franciscanos en Lonigo y Venecia. Como Vice Postulador general, a partir de 1919 promovió el estudio por la causa del venerable Bernardino da Portogruaro, OFM, heroico Ministro general de la Orden en un momento de profundos cambios políticos y sociales. Fue Visitador general de varias Provincias, Director de la Tercera Orden de Roma, lector de teología, censor de casos morales del Vicariato de Roma, Consultor de la Sagrada Congregación para los Religiosos, Secretario de la Procura y autor del nuevo Martirologio Franciscano. En 1937 fue nombrado Ministro provincial de la Provincia veneciana de San Francesco. De regreso a Roma, fue nombrado Presidente del Antonianum y Presidente de los confesores de Letrán. Fue un verdadero Apóstol de la caridad sacramental y pastoral, que brilló especialmente en sus sesiones de confesión y dirección espiritual.

Se retiró por problemas cardíacos en 1950, en la enfermería de Chiampo (VI). Vivió los últimos años de su vida en unión profunda con el Señor. Rodeado por una amplia fama de santidad, murió el 29 de octubre de 1952. El proceso para su beatificación comenzó en Vicenza en 1979.