Visita del Ministro General a Missionszentrale der Franziskaner

Los días 1, 2 y 3 de junio Fr. Massimo Fusarelli, Ministro General, viajó a Bonn (Alemania) para participar en diversas reuniones en las instalaciones de la nueva sede de la MZF (Missionszentrale der Franziskaner). A estas reuniones participaron también Fr Giovanni Rinaldi y Fr Franco Mirri (representando a la Fundación Fraternitas OFM), Fr Efrén, Fr Bautista y el sr. Gennaro Marseglia (por la Oficina para el Desarrollo de la Curia General OFM).

Fr Matthias Meier, Presidente de la MZF, dio la bienvenida al Ministro y organizó la serie de reuniones previstas con todo el personal.

El 1° de junio, el Ministro General se reunió con los Secretarios de Evangelización de la Conferencia Transalpina OFM (Cotaf). En esta importante ocasión, el Ministro General pudo subrayar que: Los franciscanos viven su misión de evangelización entre y con la gente, con el pueblo y dando así testimonio del espíritu franciscano”.

El 2 de junio se celebró la ceremonia de inauguración de la nueva sede de la MZF en la catedral de Bonn, bendiciendo el Crucifijo de San Damián, con la intervención del Ministro Provincial de Alemania, Fr Cornelius Bohl. También intervino en esta celebración el Ministro General, quien destacó que: Podemos iniciar nuevas formas de colaboración para la evangelización en un contexto secularizado como el del norte de Europa, abierto, sin embargo, tiene una participación internacional, pueden convertirse en un laboratorio para una nueva forma de evangelización.

 La visita a Bonn concluyó el 3 de junio con el “encuentro de Socios Recaudadores de Fondos OFM”, el cual se celebra anualmente y en el que participan los responsables de Franziskaner Helfen (MZF-Bonn), de la Fundación Fraternitas OFM (Curia General-Roma) y del Secretariado General para las Misiones Franciscanas de Waterford (GSFM-USA) representado por Fr. Andy Brophy.

El Ministro General participó activamente en el debate y señaló que: “La asociación nos hace crecer para convertirnos cada vez más en un solo cuerpo, en una familia que juntos se hace cargo, por un lado, del desarrollo de la Orden en los lugares del mundo donde crecemos, y por otro, de un espíritu de mayor corresponsabilidad, para que los proyectos no sean personas o entidades particulares, sino más bien que se conviertan cada vez en un patrimonio común”.

Los tres intensos días de visitas fueron una nueva oportunidad para reforzar el conocimiento y colaboración entre las Provincias de la Conferencia Franciscana Transalpina y el Gobierno General de la Orden en el plano de la solidaridad hacia las numerosas peticiones procedentes de las diversas entidades del mundo franciscano. Los temas tratados también abrieron nuevas perspectivas a los numerosos retos que estamos viviendo y que nos esperan en el futuro, como lo subrayó el Ministro General:

“aprender una cultura de solidaridad y compartir los recursos económicos, buscando caminos claramente atentos al discurso ético y al carisma franciscano, estudiando una nueva forma de elaborar una economía fraterna”.