RIP Obispo Sylvester Carmel Magro

 

El 20 de enero de 2018, en el Hospital Mater Dei, Msida, Malta, Msgr. Sylvester Carmel Magro, Vicario Apostólico Emérito de Benghazi y Obispo titular de Salde, fue a encontrarse con el Señor resucitado. Sylvester Carmel Magro nació en Rabat, Malta, el 14 de febrero de 1941.

En 1988, Fr. Sylvester ofreció sus servicios a la misión franciscana de Libia. En 1997, el Papa Juan Pablo II lo nominó Vicario Apostólico de Benghazi y Obispo titular de Salde. Fue consagrado obispo el 11 de mayo de 1997 en la Con-catedral de San Juan en Valletta, Malta.

El Obispo Magro continuó su actividad pastoral en Libia desde 1997 hasta 2016. Se ocupó del cuidado de los trabajadores inmigrantes presentes en Libia en ese momento. Como resultado de la turbulenta situación política en Libia después del derrocamiento del coronel Muammar Gaddafi (20 de octubre de 2011), las comunidades cristianas de trabajadores en Libia pronto tuvieron que abandonar el país, especialmente en la zona de Benghazi, que fue tomada por extremistas rebeldes pertenecientes al ISIS. El Obispo Magro y los pocos frailes franciscanos residentes en Benghazi tuvieron que abandonar el convento. Durante un breve período pudieron permanecer en Benghazi con la ayuda de las comunidades de religiosas todavía presentes en la ciudad en los hospitales, pero cuando también tuvieron que huir del país, la presencia franciscana en Benghazi tuvo que ser abandonada, y el obispo y frailes transferidos a Trípoli. Mientras tanto, el Obispo Magro sufría un deterioro progresivo de su salud física, y cuando la situación empeoró se retiró a Malta en 2016 en el convento franciscano de Rabat. Entregó su dimisión al Vicariato Apostólico de Benghazi al Papa Francisco en su 75º cumpleaños, 14 de febrero de 2016, según el canon. 401 §1 del Código de Derecho Canónico.

El Obispo Sylvester Carmel Magro tenía 76 años de edad. Fue franciscano por 59 años, sacerdote por 51 años y obispo por 20 años.